Compartir
Publicidad

La Axencia Galega de Infraestructuras comenzó hoy las obras de mejora en la carretera AC-261, que une el ayuntamiento de Boqueixón con la ciudad de Santiago, a través de los barrios de Sar y Aríns. El delegado territorial de la Xunta de Galicia en A Coruña, Ovidio Rodeiro, visitó el inicio de los trabajos.

El proyecto permitirá extender en esta vía una capa de 5 centímetros entre los kilómetros 3,5 y 6, el único trecho que no contaba con este tipo de firme. Además, se realizarán otras actuaciones de mejora y aumento de la seguridad viaria, como la reposición de la señalización horizontal y vertical, la construcción de nuevas gavias y la instalación de barreras metálicas.

Esta iniciativa forma parte de un proyecto más amplio que mejorará el firme de cuatro carreteras del entorno de Santiago, ya que una vez que finalicen esta obra, la empresa adjudicataria también acometerá las actuaciones de mejora del firme de las carreteras AC-841 de Pontevea (Teo) a Santiago, la AC-300 de A Picaraña (Padrón) la O sÁnxeles (Brión) y la AC-308 entre Augasantas (Rois) y Lousame.

En total, estas actuaciones cuentan con un presupuesto de cerca de 760.000 euros y un plazo de ejecución de seis meses. Ovidio Rodeiro destacó que la Xunta de Galicia, a través de estos proyectos, persigue dos objetivos, de una banda lograr que la rehabilitación del firme permita prolongar la vida útil del pavimento de estas carreteras y, por la otra, incrementar la seguridad viaria para conductores y peones.

Publicidad