Compartir
Publicidad

El secretario xeral de Política Lingüística, Valentín García, asistió hoy al homenaje que la Irmandade da Sanidade Galega le tributó al médico galleguista Domingo García-Sabell en el marco de su IX asamblea anual. Valentín García

recordó que el doctor García-Sabell «foi un firme defensor do uso do galego na atención médica porque se decatou da importancia que tiña para un bo diagnóstico e para a calidade da asistencia sanitaria en xeral o falarlle ao paciente no seu idioma». «Non só iso», indicó el secretario xeral, «senón que o uso do galego no ámbito sanitario ten tamén repercusións positivas para a propia lingua, porque a profesión médica goza dun prestixio que se traslada ao idioma que os seus profesionais empregan».

García Gómez indicó también que, «se ben queda moito camiño por andar nesta vía que abriu, entre outros, o doutor García-Sabell, tamén se ven avances e xa van quedando atrás os tempos en que a xente non se atrevía a dirixirse ao médico na lingua propia de Galicia, tal e como mostra o feito de que, segundo os últimos datos do IGE, máis do 46% da poboación lles fale sempre ou habitualmente en galego aos doutores».

Los actos comenzaron con el descubrimiento de un busto del doctor homenajeado realizado por el escultor José Morales en los jardines de la calle que lleva el nombre del ilustre médico galleguista y continuaron en el salón noble del pazo de Fonseca, donde se celebró la incorporación de 28 nuevos miembros a la Irmandade da Sanidade Galega y donde el profesor Ramón López Vázquez, estudioso de las aportaciones científicas del doctor García-Sabell, disertó sobre su figura.

La Irmandade da Sanidade Galega es una plataforma de profesionales de la sanidad que tiene como objetivo único fortalecer el galleguismo y el humanismo como instrumento para comprender la idiosincrasia del enfermo, haciendo hincapié en la valoración positiva y el uso de la lengua gallega en la relación con los usuarios y usuarias de sus servicios.

Publicidad