Compartir
Publicidad

La conselleira de Infraestructuras e Vivenda, Ethel Vázquez, anunció este martes en Porto do Son la licitación ayer mismo de las obras de mejora de seguridad viaria en el acceso al muelle de Portosín, que permitirán eliminar un tramo de concentración de accidentes con una inversión de más de 500.000 euros.

Vázquez Mourelle, en la reunión que mantuvo con el alcalde de Porto do Son, José Luis Oujo, explicó que la publicación de la licitación de la obra en la Plataforma de contratos abre el plazo para la presentación de ofertas hasta el 16 de julio, lo que permitirá la Xunta iniciar los trabajos a finales de este mismo año, y tener las obras finalizadas el verano del próximo año, 2019.

La titular del departamento de Infraestructuras se refirió la necesidad de esta actuación para una zona clave en el ayuntamiento de Porto do Son y del núcleo de Portosín, dado el elevado numero de vehículos pesados que acceden al puerto y el incremento significativo del tráfico en verano. Intervención, añadió, que incidirá positivamente nos vecinos al aportar mayor seguridad viaria y mejora su movilidad y su calidad de vida.

Explicó que la actuación se acomete atendiendo a las demandas de los vecinos, en un punto, donde confluyen el propio acceso al Muelle por la Travesía de la Iglesia, la carretera autonómica AC-550, y la Avenida de la Constitución, que está identificado como un tramo de concentración de accidentes (TCA) e incluido dentro de la estrategia de la Xunta para eliminar todos los puntos negros de las carreteras autonómicas.

Destacó que se trata de una actuación imprescindible, ya que la intersección se encuentra en una curva de radio reducido, con poca visibilidad, especialmente para los coches que se incorporan a la AC-550 desde la Travesía de la Iglesia. Y detalló que para mejorarla, su departamento redactó un proyecto que prevé la construcción de una glorieta en esta intersección, que va a permitir calmar los tráficos y realizar los giros de forma más segura.

La conselleira señaló que en la intervención se tiene previsto también reorganizar y urbanizar el espacio sobrante entre la AC-550 y la Avenida de la Constitución, que le da acceso a la Iglesia de Goiáns y al cementerio, y habilitar aquí una zona de aparcamiento, para atender a la demanda existente. Además, añadió, se ejecutará una pequeña pasarela de madera sobre el arroyo de la iglesia, para facilitar el acceso desde el aparcamiento, y también se crearán nuevos pasos de cebra, se instalará nuevo alumbrado y se adecuará la red de pluviales a la nueva superficie.

En definitiva, en palabras de la propia conselleira, se trata de una intervención muy importante para garantizar la seguridad viaria y con la que se pretende ir uno poco más allá, aprovechando la actuación para atender la otras demandas vecinales.

Finalmente Ethel Vázquez destacó la apuesta clara del Gobierno gallego por reforzar la seguridad en las carreteras de titularidad autonómica, materia absolutamente prioritaria para la Xunta, y que tiene su marco en el Plan de Seguridad Viaria de Galicia 2016-2020. Plan, remarcó, que recoge medidas y actuaciones concretas, como las que se están proyectando e impulsar en Porto do Son, y que tienen como objetivo último reducir en un 50% las víctimas mortales de las carreteras gallegas con respecto a las registradas en el año 2011.

Publicidad