Compartir
Publicidad

El titular del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, destacó ayer la importancia de la prevención, de la detección precoz, de la investigación de calidad y de la atención médica integral para derrotar el cáncer.

«En la lucha contra el cáncer, la balanza se está inclinando, poco a poco, hacia nuestro lado», aseveró el presidente de la Xunta en alusión a los pacientes, a sus seres queridos y, en definitiva, a la sociedad en su conjunto.

En la sexta cena benéfica de la Asociación Española contra el cáncer de Santiago, Feijóo apostó por una investigación de calidad que mejore la vida de las personas con cáncer, involucrando para conseguirlo a todos los sectores de la sociedad: entidades sin ánimo de lucro, administraciones públicas e iniciativa privada.

En el campo de la investigación, en el que la Asociación Española contra el cáncer (AECC) cuenta con una importante trayectoria, el titular del Gobierno gallego recordó que se han producido cuantiosos avances en los últimos años, lo que permitió aumentar la supervivencia y la calidad de vida de los pacientes. «Y, además, cada vez son más las personas que superan esta enfermedad», añadió.

A continuación, Feijóo abogó por la colaboración permanente entre especialidades médicas, pues el sistema público de salud detecta todos los días diferentes tipos de cáncer que se relacionan entre sí.

Atención médica integral

Del mismo modo, defendió la importancia de ofrecer al enfermo una atención integral, atendiendo por completo todas sus necesidades y no simplemente las médicas y físicas. «La atención médica integral es uno de los pilares del Servizo Galego de Saúde –Sergas- junto con la prevención, la detección precoz y la investigación de calidad», abundó.

Para finalizar, Feijóo subrayó que las enfermedades oncológicas son una prioridad para la Xunta, lo que se refleja en dos hechos. En primer lugar, en la implantación de vías rápidas en todos los hospitales del Sergas para pacientes con sospecha de proceso oncológico de varios tipos y, en segundo lugar, en la reducción del tiempo de espera en estas vías.

Con respecto a esto, recordó que se beneficiaron de estas vías rápidas un total de 17.181 pacientes el pasado año: un 28,74% más que en 2016.

Publicidad